Llega Matear, la primera feria dedicada al mate

Llega Matear, la primera feria dedicada al mate

El próximo 2 y 3 de diciembre se llevará a cabo el primer festival dedicado íntegramente al mate: habrá productores, charlas, sorteos y degustaciones en torno a nuestra infusión nacional.

En consonancia con el Día Nacional del Mate, que se celebra cada 30 de noviembre desde el 2015, llega el festival MATEAR, los días 2 y 3 de diciembre próximo, de 11 a 20 en La Rural. Serán dos jornadas de reconocimiento a una de las infusiones más tradicionales de la cultura argentina.

Más de 30 empresas, cooperativas y productores de la infusión y también de alimentos y accesorios que acompañan un buen mate darán el presente en esta fiesta donde la diversidad confluirá en rondas materas, ampliando los conocimientos sobre nuestra tradición, y revalorizando la historia y la cultura centenaria. Habrá degustaciones, venta de productos, sorteos, charlas y otros atractivos.

Organizada por el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM), MATEAR es la primera feria de yerba mate pensada como un reconocimiento a la infusión y una manera de celebrar el Día Nacional del Mate, que se celebra cada 30 de noviembre en conmemoración del nacimiento de Andrés Guacarí y Artigas (Andresito), ex comandante de la provincia nororiental de Misiones (1811-1821), quien defendió estas tierras de las invasiones luso-brasileñas.

Nadie podrá dudar que el Mate es uno de los íconos que más  es lo que más nos representa como argentinos. Según un estudio realizado por el INYM, el mate fue elegido por la gente como mayor rasgo identitario de la argentinidad, superando a la carne, el vino y el dulce de leche.

En correlato con los datos enumerados, cabe destacar que la yerba mate está presente en más del 90% de los hogares y que los argentinos consumimos alrededor de 256 millones de kilos del producto, lo que implica un consumo anual per cápita de unos 6,4 kilos. Tomar Mate es mucho más que una tradición. Nos acerca, es sinónimo de encuentro que trasciende lugares, edades y estratos sociales. Si estamos lejos de nuestro país, un buen Mate nos hace sentir en casa. Si estamos aquí, un buen Mate reivindica el sentido de pertenencia.