Turismo en Argentina: estos son los 5 destinos imperdibles

Turismo en Argentina: estos son los 5 destinos imperdibles

Suba del dólar, inflación y preocupación. Toda crisis trae consigo una oportunidad y ante la suba de la moneda extranjera, el turismo interno vuelve a posicionarse como una opción más que tentadora para no privarse del hermoso placer de viajar. Compartimos 5 joyas imperdibles para recorrer dentro de los límites de la geografía argentina.

1. Camino de los Siete Lagos, Neuquén.

paseo_1197052169

Este maravilloso camino patagónico, que se extiende un poco más de 100 kilómetros a lo largo de la Ruta 40, une a las localidades de San Martín de los Andes y Villa La Angostura. Su nombre se debe al avistaje de siete lagos durante su recorrido.

La ruta es una postal de la belleza incomensaurable  de sus extensos bosques, montañas de piedra con picos nevados y lagos cristalinos. Los lagos que dan nombre al camino, en orden desde San Martín de los Andes hacia Villa la Angostura, son: Lácar, Machónico, Falkner, Villarino, Lago Escondido, Correntoso y Espejo.

Para aquellos viajeros que deseen un alojamiento confortable, la recomendación es hacer base en San Martín o La Angostura, en tanto, la experiencia se completa aventurándose en la carpa. Todos los lagos poseen su zona de acampe y la mayoría tiene electricidad, duchas y una proveeduría que funciona 24 horas.

2. Iruya, Salta.

maxresdefault-1

Enclavada en una montaña, a 2780 metros sobre el nivel del mar, Iruya parece un pueblo detenido el tiempo. Sus callecitas estrechas y empinadas otorgan maravillosas vistas panorámicas a los visitantes, y el arrullo de los ríos Iruya y Milmahuasi musicalizan la estadía.

Aunque Iruya forma parte de la provincia de Salta, no hay ningún acceso directo y permanente desde allí. La única forma de acceder al pueblo es desde Humahuaca, en Jujuy.

Además de recorrer sus encantadoras calles empedradas y hospedarse en alguna de sus casitas de adobe, caminar al costado del río para apreciar sus quebradas de distintas formas y colores resulta una experiencia inolvidable.

3.  San Marcos Sierras, Córdoba.

sanmarcos

Rodeada por ríos, bosques y montañas, la localidad de San Marcos se encuentra al norte del Valle de Punilla. Reconocida por su tranquilidad y una marcada postura hacia la sustentabilidad, resulta el lugar ideal para un buen descanso, lejos de la contaminación de las grandes ciudades. Famosa por sus ricas mieles, San Marcos está considerada la capital cordobesa de la miel.

La plaza principal funciona como punto de encuentro para locales y visitantes y en torno a ella hay una serie de pintorescos bares y restaurantes, así como tiendas de regionales donde se consiguen delicias caseras de productores de la zona. El pueblo está atravesado por el río San Marcos y  a 5 km por un camino de ripio se pude llegar al Río Quilpo, uno de los pocos ríos del país sin contaminación dado que en todo su recorrido no hay ningún asentamiento humano. Ideal para nadar hasta el atardecer en verano.

4. Bosque Energético de Miramar, Buenos Aires.

bosque-2

Ubicada en el sudeste de la gran provincia de Buenos Aires y a 45 km de Mar del Plata, Miramar es una ciudad balnearia que alberga a miles de turistas durante el verano que disfrutan de sus extensas playas par relajarse. Allí mismo, a pocos minutos se encuentre un gran bosque de pinos, denominado con los años como “Bosque Energético”.

Emplazado dentro del Vivero Municipal, los visitantes aseguran que una vez adentro del bosque, se siente una extraña energía. Será producto de la oscuridad, el silencio o los olores silvestres, sea cual sea el motivo, se han tejido en torno al bosque cientos de leyendas urbanas. Una de ellas dice que, al clavar una ramita en el suelo y colocar otra en forma horizontal sobre esta, la T formada por ambas se sostiene en equilibrio sin ayuda externa.

5. Cataratas del Iguazú, Misiones.

cataratas-del-iguazu-3

Estas maravillas de a naturaleza apenas precisan presentación. Están formadas por 275 saltos y el 80 % de ellos se ubican del lado argentino. Un espectáculo increible es su salto de mayor caudal y altura. Con 80 metros, la Garganta del diablo es una imagen imperdible y para atesorar.

Además, su fauna está compuesta por 450 especies de aves,  80 especies de mamíferos, gran variedad de insectos y hasta yacarés, tortugas, garzas y peces.

Por Nayla Díaz