El cordero bonaerense pisa fuerte y se impone en la mesa argentina

El cordero bonaerense pisa fuerte y se impone en la mesa argentina

La producción de carne ovina en Argentina viene creciendo sostenidamente año tras año. El pasado miércoles se llevó a cabo un almuerzo especial organizado por el Ministerio de Agroindustria para dar a conocer este corte tan noble y autóctono.

De la mano del Ministerio de Agroindustria de la Provincia de Buenos Aires, se realizó un gran almuerzo degustación para presentar a la prensa, cocineros y representates del sector, la carne de cordero bonaerense, sus cualidades y gran versatilidad. El chef Paco Almeida estuvo a cargo del menú, que incluyó brochetas, chuletas a la chapa, empanadas, hamburguesas y sándwiches de milanesas, todas preparaciones accesibles y fáciles de realizar a base de cordero.

Se trata de un momento muy importante para la producción de carne ovina, que viene creciendo hace 25 años en el marco Ley Ovina Nacional, pero que se potenció en el último tiempo con la ejecución de más de 120 proyectos por el Ministerio de Agroindustria de la Provincia de Buenos Aires. De cara al 2018, el objetivo es lanzar y promover el consumo de carne de cordero en los hogares y restaurantes de todo el país.

En Argentina, por año, por persona, se consume entre 60 y 70 kilos de carne vacuna, 40 kilos de pollo, unos 20 kilos de cerdo, y menos de un kilo de cordero.En el marco de la Ley Ovina Nacional, en los últimos dos años se realizaron proyectos que resultaron en una inversión de más de 30 millones de pesos. Los objetivos: producir más kilos de carne y lana por hectárea (mejorar la eficiencia productiva), agregar valor a nivel local y regional, formalizar la producción primaria, la faena y los canales de comercialización.

La Provincia de Buenos Aires cuenta con un gran potencial para generar carne de calidad, desarrollar canales comerciales internos y de exportación, y que cuenta con productores capaces de aumentar su eficiencia productiva. Vale destacar que en este camino por aumentar la producción y el consumo de la carne ovina, también se generan nuevos puestos de trabajo para la provincia de Buenos Aires.

El Cordero de Buenos Aires es un animal criado a campo natural con pastos tiernos de la Provincia. Su calidad está a la altura de las mejores del mundo, con atributos como terneza, jugosidad, aroma y sabor. Además, su carne aporta vitaminas A, B y E, contribuye con ácidos grasos esenciales omega 3 y 6 que el cuerpo humano no produce, disminuyendo el colesterol y la incidencia en problemas cardíacos.